domingo, 30 de marzo de 2014

La Reserva Federal de Estados Unidos: el Cártel de los Rothschild

La familia Rothschild organizó un cártel entre los banqueros mundiales para apoderarse de la Reserva Federal de Estados Unidos. Esta es la teoría de Eustace Mullins, que trabajó para la biblioteca del Congreso y escribió el texto clave sobre este tema, "Secrets of the Federal Reserve."

Jekyll Island es un popular lugar de veraneo situado frente a la costa de Georgia en el sur de Estados Unidos. La isla había sido adquirida hacía algunos años como un exclusivo lugar de descanso para millonarios por el famoso filántropo y multimillonario J. P. Morgan. La tesis de Mullins sostiene que, en noviembre de 1910, un grupo de financieros estadounidenses partieron de Nueva York en un tren privado, para pasar una semana en Jekyll Island con un solo objetivo: apoderarse del sistema de la Reserva Federal del país y, de ese modo, controlar la economía estadounidense.

Manipulación del mercado financiero mundial

En connivencia con importantes financieros europeos, entre los que se contaban las familias Rothschild y Warburg, y banqueros de la City de Londres, también comenzaron a manipular el mercado financiero mundial. La familia Rothschild controlaba bancos en Frankfurt, Londres, París y Viena y, supuestamente, estuvo implicada en el derrumbe de Wall Street de 1929 y ha estado implicada en escándalos financieros hasta el presente.  

La Reserva federal privada de Estados Unidos

La teoría de Mullins señala que el sistema de la Reserva Federal no es federal sino privado; el gobierno de Estados Unidos no dirige su propio sistema financiero, sino que lo hace un cártel de bancos que están en manos privadas. Ese cártel, afirma Mullins, ha endeudado a Estados Unidos en tres billones de dólares y le cobra una cantidad enorme en intereses cada día. También sostiene que el cártel tuvo una participación activa en las dos guerras mundiales.

Dinero para la élite 

Esta teoría sostiene, además, que Estados Unidos estaba libre de deudas hasta que se creó el sistema de la Reserva Federal y, en consecuencia, que este sistema estableció el control de los banqueros privados sobre la economía estadounidense y es poco más que un dispositivo que fabrica dinero para una poderosa élite. La conclusión es que el sistema bancario estadounidense está quitando millones de dólares al pueblo cada día, y el Senado simplemente no quiere hacer nada al respecto.

Abundantes pruebas de la reunión 

Historiadores y periodistas han proporcionado abundantes pruebas acerca de la famosa reunión celebrada en Jekyll Island y la implicación de los mencionados financieros. El sigiloso viaje de 1.600 Km de un tren privado hasta Jekyll Island realmente se realizó, a otros miembros alojados en ese lugar exclusivo se les pidió que se mantuviesen fuera de la isla durante la reunión, y el Acta de la Reserva Federal, aprobada en 1913, fue redactada en el curso de esa reunión intensiva que se prolongó durante nueve días. El autor principal del acta fue el senador y hombre de negocios Nelson Aldrich. 

Responsables de la Gran Depresión de 1929

Ese documento hizo posible el establecimiento del sistema de la Reserva Federal privado que sigue funcionando en nuestros días. Muchos economistas han afirmado que el acta es directamente responsable de la Gran Depresión, el ciclo económico de bonanza-depresión, y de la inflación en general.

Lo que aún plantea interrogantes a la Teoría de Mullins, sin embargo, es el supuesto poder de ese cártel bancario, particularmente fuera de Estados Unidos, donde se podría pensar que otros sistemas legales regulan la deshonestidad fiscal y donde periodistas independientes serían propensos a delatar las actividades de esos grupos. 

No hay duda de que las grandes multinacionales colaboran y, tal vez, incluso conspiran juntas. Pero los escándalos recientes, desde el colapso del BCCI hasta Enron, y las delaciones de diversos confidentes, sugerirían que un cártel de esas características no podría pasar inadvertido. Además serían tantos los periodistas que estarían investigando una conspiración tan atroz que acabaría por revelarse poco plausible..., aunque no imposible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario